Deportes Destacadas Especiales

Sin suerte en el celuloide

Tenis en el cine

La relación entre el séptimo arte y los deportes se origina incluso desde antes de la propia creación del cinematógrafo en 1895. Existen imágenes de un caballo trotando en hípica, conocido como el Caballo de Eadweard Muybridge (1872), un experimento sobre el movimiento y desde ese momento se han realizado una gran cantidad de películas sobre el deporte. La mayoría son historias inspiradoras o basadas en hechos reales y que tratan sobre acontecimientos o personajes que dejaron su huella, principalmente en el baloncesto, fútbol americano, boxeo, automovilismo, atletismo, fútbol y tenis. 

Sobre este tema, el tenis ha sido uno de los deportes con menos suerte en el cine, caso similar al fútbol, pero esta disciplina es más comprensible: la poca importancia en los Estados Unidos, a pesar que incluso se realizó un filme llamado Escape a la victoria de John Huston en 1981 con personajes reales como el “Rey” Pelé, Bobby Moore y actores de la talla de Michael Caine y Sylvester Stallone. Las películas de Hollywood sobre tenis y fútbol no han contado con una buena taquilla

El tenis puede tener una cantidad enorme de momentos decisivos en un solo partido. El juego de tenis es una verdadera batalla campal entre dos o cuatro rivales, donde se gana sudando gota a gota y entregando el mejor desempeño para conquistar el encuentro. En estas batallas los espectadores sufren y festejan cada punto, formando parte esencial de una llave vital en el camino al éxito. Para ser justos, son muchos los jugadores que merecen tener sus propios relatos cinematográficos. Sin embargo, no ha habido grandes ejemplos de películas centradas en el deporte blanco y la publicidad o promoción no ha sido bien ejecutada, dejando pocos ingresos a sus productores, más allá del esfuerzo realizado por el conjunto de involucrados en cada filme.

El tenis es una disciplina que apasiona a muchos en todo el planeta

Sobre la gran escena de Hollywood, afamados directores y actores han planteado el tema deporte en sus películas y varías de estas han ganado premios como el Oscar y en casos se han convertido en íconos de la cinematografía universal como lo fue la saga de Rocky (boxeo).

Todo tiene su comienzo y sobre el tema tratado el tenis en el séptimo arte, sus inicios se citan con El gran juego de Tenis (1949), película de animación que tuvo como protagonistas a los reconocidos Tom y Jerry. Pero seguidamente en 1951, “El Maestro del Suspenso” Alfred Hitchcock realiza Extraños en un tren o conocida en Hispanoamérica como Pacto siniestro,​ película basada en la novela homónima de 1950, que fue escrita por Patricia Highsmith. Raymond Chandler fue uno de los escritores involucrados en la primera parte del guion. Del mismo año es Hard, Fast and Beautiful, de Ida Lupino, melodrama centrado en una tenista interpretada por la actriz Claire Trevor. En este filme un chico (Gordon) se encuentra con una dama (Florence) con la que comparte interés por el tenis. Florence tiene una madre ambiciosa que pretende impulsar su futuro a toda costa. La trayectoria en el tenis de Florence avanza rápidamente hacia un enfrentamiento entre los sueños de la madre y la hija.

A continuación una lista de películas que tuvieron como tema central al tenis, pero que a pesar de tener varias de ellas excelentes guiones, fotografía y buen trabajo actoral, no contaron con el mejor de los apoyos durante el tiempo que permanecieron en cartelera.

La impetuosa (1952): Trata sobre un entrenador que se enamora de una de las deportistas a las que quiere representar.

Sabrina (1954): En la mansión de dos hermanos millonarios (Humphrey Bogart y William Holden), Sabrina, la hija del chófer de la acomodada familia, tuviera dos pistas de tenis, una al aire libre y otra cubierta, donde se dan cita Holden y Audrey Hepburn huyendo de una fiesta en casa, pero a la que acabará acudiendo el hermano mayor (Bogart). Metafórica la elección de la red caída en la pista.

Blow-UP (1966): Blow-Up es una película ítalo-británica de 1966, conocida en España e Hispanoamérica como Deseo de una mañana de verano, dirigida por Michelangelo Antonioni y con David Hemmings en el papel principal. Producida por Carlo Ponti.

The Christian Licorice Store (1971): Un jugador de tenis se siente atraído por los oropeles de Hollywood, lo cual le conducirá al fracaso como deportista y la muerte. Entre los actores se encontrabanBeau Bridges, Maud Adams, Gilbert Roland, Allan Arbus.

Pasiones en juego (1979): Uno de los mayores fracasos de la historia del cine en los años 70, con actuaciones de Ali McGraw, Dean-Paul Martin. En ella aparecían estrellas del tenis como Guillermo Vilas.

Second Serve (Segundo Servicio) (1986): Basada en hechos reales, narra la historia de la tenista Renee Richards, cuya situación fue cuestionada en 1976, cuando se reveló que era transexual. Reparto: Vanessa Redgrave, Martin Balsam, William Russ, Alice Krige, Kerrie Keane, Richard Venture, Reni Santoni.
Nobody’s Perfect (Nadie es perfecto) (1990): Efectivamente travestismo masculino cómico para esta historia de un jovenzuelo con las hormonas bastante activas (Chad Lowe, hermano Rob Lowe) que se viste de chica, se pone el nombre de Shelly, se hace con la capitanía del equipo de tenis y se pasea por los vestuarios y duchas de sus compañeras de instituto y deporte.

When Billie Beat Bobby (2001): La vida privilegiada del tenista Riggs (Ron Silver) hace mucho tiempo que ha quedado atrás, pero está dispuesto a salir a flote como sea. Ante el auge del feminismo, decide ganar dinero participando en torneos de exhibición frente a jugadoras de tenis 30 años menores que él. Billie Jean King (Holly Hunter), demasiado ocupada en ganar torneos, rechaza el desafío de Riggs, pero cuando éste derrota a la número uno del tenis femenino (Jacqueline McKenzie), decide aceptar el reto.

Wimbledon. El amor está en juego (2004): Es una de las películas con mejor crítica sobre el tema. Peter (Paul Bettany), un tenista que ocupa un lugar bajo en el ranking internacional (119), decide participar en el torneo de Wimbledon, aunque sus posibilidades de éxito son prácticamente nulas. Durante el torneo, conoce a la tenista Lizzie (Kirsten Dunst) y se enamora de ella. Entonces, su afán de superación unido a su destreza y a una racha de buena suerte lo catapulta de una ronda a la siguiente, teniendo al alcance de su mano el viejo sueño de ganar uno de los títulos del Gran Slam. En esta producción dirigida por el inglés Richard Loncraine, también participan
Sam Neill, además de los tenistas John McEnroe y Chris Evert. Pero el filme muestra lo poco fructífero entre este deporte y este arte.

Wimbledon cuenta con una buena crítica sobre el tema deportivo

Match Point (2005): también conocida en español como La provocación, es una película escrita y dirigida por Woody Allen. Está interpretada por Jonathan Rhys Meyers, Scarlett Johansson, Emily Mortimer, Matthew Goode, Brian Cox y Penelope Wilton. Vale la pena recordar que entre las películas dirigidas por Allen, diversas firmas comerciales de implementos tenísticos, formaron parte de sus patrocinantes.

The Prince ofT Tennis (2006): Adaptación japonesa con actores reales del anime “The Prince ofT Tennis”, en la línea de Shaolin Soccer.Reparto: Kanata Hongô, YûShirota, HirokiAiba, Hiroki Suzuki, Osamu Adachi, HirofumiAraki, Yoshikazu Kotani, MasakiKaji,
Private Lessons (Lección Privada) (2008): Jonás, de dieciséis años, vive un fracaso escolar y piensa reanimarse con el tenis, pero es suspendido cuando estaba a las puertas de la selección nacional. Entonces conoce a Pierre, un treintañero que, a causa de su situación, acepta hacerse cargo de él. Nace un fuerte lazo entre ambos. Los actores Jonás Bloquet, Jonathan Zaccaï y Claire Bodson.

Balls Out: Gary the Tennis Coach (2009): Gary Houseman es contratado como asistente del entrenador de tenis del Colegio. Al poco tiempo el entrenador muere y el deberá suplantarlo. El nuevo entrenador no tiene experiencia con el tenis, o cualquier otro deporte. Con el fin de honrar al entrenador, Gary está decidido a llevar a su equipo a ganar el campeonato. Reparto Seann William Scott, Randy Quaid, Leonor Varela.

Venus & Serena (2012): Es un documental sobre la vida deVenus Williams y Serena Williams, las dos hermanas más notables en este mundo. En un principio no se les dio la bienvenida esperada, las hermanas Williams se enfrentaron a la oposición con la gracia y el coraje, no sólo abriendo nuevos horizontes para las atletas afro descendientes femeninas en todas partes, sino dominando el juego durante más de una década. La película cuenta la inspiradora historia de cómo estas dos mujeres, a pesar de todo, y con la ayuda de sus visionarios padres, lograron llegar a la cima.

16-Love (2012): Cuando la jugadora número uno de tenis junior del país se lesiona, empieza a descubrir la vida de adolescente que no pudo vivir y encontrar el amor que nunca pensó tener.

Reparto: Lindsey Shaw, Chandler Massey, Keith Coulouris,

Borg/McEnroe (2017): Basadaen hechos reales, en deportistas reales. La legendaria rivalidad dentro y fuera de las pistas entre el norteamericano John McEnroe  y el nórdico Bjorn Borg. Un festival de gritos, insultos y raquetas rotas para este duelo de egos. Esta producción escandinava que se centra en esos dos jugadores también logra excelentes críticas.

La batalla de los sexos (2017)

Años 70. La tenista Billie Jean King tenía que soportar que todavía, incluso en unos Estados Unidos donde el movimiento feminista estaba en pleno apogeo, se le restaran méritos como deportista por simplemente ser mujer. De ahí la organización-evento de un partido entre ella y un contrario masculino, el algo bocazas Bobby Riggs. La película se detiene en esa lucha de sexos pero sin olvidar realizar un muy irónico recorrido por la sociedad estadounidense de la época. Con protagonismos de Emma Stone y Steve Carell como Billie Jean King y Bobby Riggs, respectivamente. Tuvo muy buenos comentarios.

Una de las historias que nace entre estas películas podriamos tomar de Wimbledon la del tenista inglés Dominic Inglot, quien  es uno de los mejores doblistas del mundo ocupando un lugar entre los 55º mejores del mundo en esa disciplina hace algunas temporadas, incluso formó parte del equipo británico que obtuvo la Copa Davis en 2015, aunque perdió protagonismo cuando Andy Murray optó por potenciar el dobles jugando junto a su hermano Jamie.

Quizás pocos sepan que Inglot a sus 17 años fue doble del actor Paul Bettany en la película Wimbledon. Todo surge de manera casual, ya que Inglot entrenaba en el Queens Club cuando un día se cruzó con el australiano Pat Cash, que era asesor en dicha filmación. Este lo invitó a ser parte de uno de los mil extras que completaban las gradas, a lo cual el jugador aceptó. Claro que al llegar al set de filmación notaron el parecido físico con Bettany, actor principal, y lo invitaron a ser parte de la película a grabarse en la catedra del tenis. Esto lo motivó a ser un mejor jugador profesional.

En definitiva el tenis se ha inmiscuido así mismo en el cine de cualquier manera, como elemento integrado en lo cotidiano. Son muchísimas las películas donde aparecen escenas del tenis, bien sea en comedia o drama, en cualquier género. El cine ha servido también para que el tenis sea visto  asentado en el tejido social y alejado de la etiqueta elitista que le había acompañado en sus comienzos.

Julio Urdaneta

Fotos: Fotogramas, en tenis,

@juliourdanetam

Recientes

Carmen Meléndez renuncia de la Gobernación de Lara para asumir un cargo ministerial

Anderson Piña

Maduro: Molécula DR10 el tratamiento venezolano que combate al covid-19

Anderson Piña

Contagios por coronavirus en Venezuela rozan los 90.000 al registrar 423 en las últimas horas

Anderson Piña

Comentarios